• “Son muchos los que no nos quieren, los malquerientes, por eso se informa, por ejemplo, el presunto aumento a la gasolina, que todavía siguen con eso”, dijo
  • El mandatario mencionó que el deterioro de los salarios mínimos sólo ocurría durante el periodo neoliberal, “pues la inflación siempre estaba por encima del ingreso”
  • “Se callaron como momias cuando aumentaban los precios, cuando había gasolinazos y ahora hasta inventan, mienten”, acusó

Por Carlos Pozos (Lord Molécula)

Ciudad de México, jueves 06 de enero del 2022.- El Presidente y Jefe del Estado Mexicano, Andrés Manuel López Obrador aseguró este jueves que la inflación y la carestía no se han comido ni se comerán los incrementos al salario mínimo logrados en los primeros tres años de su administración.

El Presidente aprovechó para defender nuevamente la gestión de su gobierno al asegurar que no existe un incremento a la gasolina en el inicio de año pero “son muchos los que no nos quieren”.

“La decisión de informar es poder dar a conocer nuestra visión, los datos que tenemos, que son datos oficiales, porque como son muchos los que no nos quieren, los malquerientes, pues se informa, por ejemplo, el aumento a la gasolina, que todavía siguen con eso, y no hay aumento, y lo podemos probar, en términos reales, hemos cumplido… entonces, comentarte esto de que no se va a comer la inflación el salario”.

En la conferencia matutina de Palacio Nacional que encabezó como todos los días hábiles de la semana, el mandatario aseguró que el deterioro de los mini salarios sólo ocurría durante el periodo neoliberal en el que la inflación siempre estaba por encima del salario mínimo.

Comentó que sus adversarios no aceptan que la gasolina no ha aumentado en términos reales y cuando sí había gasolinazos en sexenios pasados “callaron como momias”.

“Es muy sencillo, en términos cuantitativos… hay por ahí un mensaje, es una señora, compañera, que hizo la comparación del precio de la gasolina en el 18 (2018), creo que es un Twitter, costaba 11 pesos, según esta información, y la dejaron el 20, o sea, estamos hablando del doble, y nosotros no la hemos subido en términos reales, incluso ha estado por debajo de la inflación el precio; sin embargo, nuestros adversarios no lo aceptan, no lo aceptan, se callaron como momias cuando aumentaban los precios, cuando había gasolinazos y ahora hasta inventan, mienten”, y en seguida pidió a su vocero proyectar la gráfica que presentó un día antes Ana Elizabeth García Vilchis

“Acabamos de ver ayer (en el quién es quién de las mentiras), lo de cómo utilizaron una fotografía de una gasolinera, todos, la misma foto, es más, ahora se las vamos a repetir. Por eso es muy buena la mañanera, para los que no tienen memoria, les recuerdo que en diciembre del 12 la gasolina tenía un costo de 11 pesos con 37 por litro y para el 30 de noviembre del 18 ya estaba el litro en 20.81, pero hoy el precio es de 20.06 por litro, no ha subido en tres años, hasta bajó centavos. Esto es en general porque en estados fronterizos, si ustedes cargan gasolina hoy en Matamoros, en Reynosa, en Nuevo Laredo, en Juárez, sobre todo en la frontera con Texas, está a 15 pesos el litro; pero no dan su brazo a torcer, no aceptan, ¿por qué no pones lo de ayer otra vez, lo de la gasolina?”

El equipo de vocería reprodujo el mensaje de Twitter de la ciudadana que se identifica en la red social como Mónicao 2712

“Es una ciudadana, pero miren, vean los personajes y vean la foto, es la misma, 26.99… a ver, en honor a la verdad, ¿dónde está en 26.99 el precio?, ¿en dónde?, la verdad, que es revolucionaria, la mentira es reaccionaria, pero están muy molestos porque perdieron sus privilegios, ya dejaron de robar o ya no se les permite robar, entonces, tenemos que estar informando sobre esto”, dijo.

Reafirmó que durante la nueva sección mensual del primer jueves de cada mes se informa sobre la economía y los precios con la verdad

“Si damos a conocer que tenemos inflación y que tenemos un comportamiento de precios en básicos, pues no estamos viendo que haya deterioro, no se ha comido la carestía el incremento al salario mínimo, y sí, desde luego que la inflación, la carestía afecta, pero como nunca en la historia reciente se había aumentado tanto el salario mínimo, por eso no se lo ha comido. Se lo comía, se lo tragaba en el periodo neoliberal, que la inflación siempre estaba por encima del salario mínimo, pero eso la prensa conservadora, oficiosa nunca lo analiza”, concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí