El Presidente dijo que Lozoya está recibiendo un “trato especial” por dar a conocer la corrupción de gobiernos anteriores

•          Criticó al debido proceso por omisiones en el caso Emilio Lozoya

Por Carlos Pozos (Lord Molécula)

Ciudad de México, lunes 11 de octubre del 2021.- El Presidente Constitucional de la Republica, Andrés Manuel López Obrador fijo su postura ante la difusión de una fotografías del ex Director de Petróleos Mexicanos (PEMEX), Emilio Lozoya, que fue captado el fin de semana en un restaurante de lujo en la Ciudad de México.

El mandatario dijo que aun cuando se trata de algo legal, consideró que la presencia en un lugar público en una zona de lujo, para alguien que se encuentra en libertad condicional en calidad de testigo protegido, es inmoral y un acto de provocación:

“Es una imprudencia, para decir lo menos, o un acto de provocación, porque este señor fue Director de Pemex y está como testigo protegido”, y criticó a la figura del “debido proceso”, esto ante la divulgación de las imágenes de Emilio Lozoya Austin, en un restaurante de lujo en Lomas de Reforma en la Ciudad de México.

Al comenzar la sesión de preguntas y respuestas de la conferencia matutina de este lunes desde el salón Tesorería de Palacio Nacional, una reportera le hizo, como primer cuestionamiento del diálogo circular, que diera su opinión sobre la difusión de las citadas fotografías, a lo que el titular del Ejecutivo señaló que Lozoya Austin es una persona que está recibiendo un trato especial porque decidió dar a conocer toda la corrupción que se produjo en el sexenio anterior:

“Como todos los mexicanos y como lo exige la ley, debe haber justicia pronta, expedita, yo espero que la FGR informe cómo va el juicio y que se analice la importancia que tiene la transparencia… este señor está como testigo protegido y está recibiendo un trato bastante especial y produce indignación que esté comiendo en un restaurante de lujo, aunque legalmente lo pueda hacer, se trata de un testigo de actos de corrupción que dañaron a México, una gran inmoralidad”.

También mencionó que espera que la Fiscalía General de la República (FGR), informe sobre este asunto, y confió en que el fiscal Alejandro Gertz Manero solucionará este caso para que se haga justicia e hizo un llamado a la FGR a investigar el suceso y rendir cuentas respecto al avance del caso e hizo un llamado que “haya justicia pronta”, fue así que lanzó sus críticas al debido proceso por permitir “el sigilo” de información de interés público.

“Yo tengo confianza en el Fiscal, Alejandro Gertz Manero, espero que la Fiscalía informe cómo va el juicio y que también se analice la importancia que tiene la transparencia y se le de el mismo peso que se le da al debido proceso. Desde que se inventó eso, ya no se puede informar al pueblo y no hay que ocultar nada”, criticó.

Destacó que se trata de un testigo protegido para la FGR, sobre actos corruptos que dañaron a México, “porque imagínense que esta reforma (del Pacto por México), se aprobó con sobornos, con moches que se repartieron a los legisladores para que votaran una gran inmoralidad”.

Este fin de semana fueron difundidas en medios y en redes sociales, imágenes de Emilio Lozoya disfrutando de una comida china supuestamente en el Restaurante oriental Hunan, un exclusivo lugar en la capital mexicana, imágenes que fueron compartidas por la periodista Lourdes Mendoza en su cuenta de Twitter.

En una de las imágenes, tomada aparentemente desde la mesa contigua, se observa al ex funcionario imputado por participar en la red de sobornos de la constructora brasileña Odebrecht, vistiendo un saco oscuro y en otras imágenes se ve acompañado de tres mujeres y un hombre.

Fue en julio de 2020 cuando a Lozoya Austin se le dictó una sentencia de libertad condicional, con la prohibición de salir del país y la obligación de presentarse ante el Reclusorio Norte de la capital dos veces al mes a firmar y controlado con un brazalete electrónico y a pesar de haber sido vinculado a dos procesos penales por los casos Agronitrogenados y Odebrecht, el ex Director de PEMEX negoció con la Fiscalía General de la República (FGR), para convertirse en testigo colaborador del Ministerio Público y aportar información que pudiera llevar a sancionar a altos ex funcionarios relacionados con la entrega de sobornos, actos de corrupción y la adjudicación irregular de contratos de obra pública durante administraciones anteriores.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí