Propuso que ese recurso podría usarse para pagar deuda externa

•          Descartó seguir recomendaciones del órgano financiero internacional de aplicar impuestos para el combate a la pandemia

•          “Al gobierno le interesa que no aumente la deuda porque esto es hipotecar el futuro de las nuevas generaciones”, apuntó

Por Carlos Pozos (Lord Molécula)

Ciudad de México, miércoles 11 de agosto del 2021.- El Presidente Constitucional de la Nación, Andrés Manuel López Obrador informó este miércoles que su gobierno podría utilizar los 12 mil millones de dólares que entregará el Fondo Monetario Internacional (FMI), como parte de los apoyos que el órgano financiero internacional otorgará a los países miembro, y planteó utilizar esos recursos para pagar por anticipado deuda pública contraída en el exterior, en lugar de enviarlo a las reservas del Banco de México.

“El Fondo va entregar unos recursos a todos los países miembros, van a otorgar créditos a tasas bajas por 650 mil millones de dólares, en el caso de México le corresponden alrededor de 12 mil millones de dólares, este es un recurso que va al Banco de México para las reservas, pero nosotros podríamos utilizar ese recurso para que no esté sólo en reservas, porque han crecido mucho las reservas, además les pagan muy poco de rendimiento, entonces tienen mucho dinero y reciben poco de rendimiento, entonces nosotros podríamos utilizar esos recursos para pagar deuda por anticipado”, dijo.

En el marco de la conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional, el mandatario dijo que su objetivo es que la deuda en este sexenio no se incremente más del ocho por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), que es lo que endeudaron al país en los sexenios de Felipe Calderón y Enrique Peña.

De acuerdo con el Presidente, la deuda en el sexenio de Felipe Calderón era de un billón 700 mil millones y terminó en 5 billones 200 mil, es decir, un incremento de 200 por ciento, mientras que en el gobierno de Enrique Peña la incrementó a 10 billones 500 mil millones y explicó que la deuda significa hipotecar el futuro de las nuevas generaciones.

“Es hipotecar el futuro de las nuevas generaciones, siempre he dicho que las deudas personales se terminan desaparecen cuando uno se muere, las deudas de nosotros, pocas o muchas se terminan cuando uno se muere, no se le heredan a los hijos, pero la deuda pública sí, esa sí se hereda de generación en generación entonces es muy delicado el asunto, no puede uno endeudar a las futuras generaciones, no puede uno quedarse con la herencia que corresponde a los que vienen después de nosotros”, aseveró.

Añadió: “Nosotros tenemos una política económica distinta, no vamos a endeudar al país para rescatar a los potentados, que acumulan más riqueza mientras el pueblo se empobrece, es el modelo que recomiendan: ayudar a los de arriba con la idea peregrina, el sofisma, que si les va bien a los de arriba les va bien abajo, gotea, salpica y no estamos de acuerdo con ese engaño, esta tomadura de pelo”, agregó.

Aseguró que su gobierno es respetuoso de los organismos internacionales, pero aclaró que ahora ya no dictan la agenda del gobierno de México, y calificó como increíbles las recomendaciones que hace a los países, aun cuando significan un daño para su economía.

“No han asumido la responsabilidad que tuvieron en la reciente crisis en Argentina, ellos recomendaron que se endeudara el Presidente, más allá de la capacidad de pago de Argentina, pues claro que iba a haber crisis, y luego no asumen su responsabilidad, acaba de haber manifestaciones hace poco en Colombia por lo mismo”, advirtió.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí