Sin duda, hay que ser autocríticos y reflexivos, y por ello, aceptar que este oficio de reportero o periodista, es una hoguera de vanidades. El gremio está lleno de egos y de canibalismo; y como se trata de una actividad individual, en la que pocos quieren compartir la información y los méritos, pues cada uno quiere tocar el “cielo” solo.

Les cuento, o quizá algunos de ustedes saben que, el lunes 14 de junio del año en curso me tocó participar en la conferencia mañanera y tener la fortuna de que el Presidente me permitiera hacer las dos preguntas que me permite al mes Comunicación Social de la Presidencia de la República;  pero antes de iniciar mis cuestionamientos, como he hecho en diversas ocasiones, me permití  darle un dato  y cito…

“…antes de iniciar mis preguntas. Existe una urgencia para atender a los pacientes que sufren de picadura de alacrán y mordedura de serpiente. En una investigación de nuestra página, se encontró que hay un registro de 2 millones 594 mil 228 accidentes por alacrán y 35 mil 586 por mordedura de serpiente, sobre todo en niños. Una solución es tener disponible suficiente antiveneno, principalmente en esta época de temporada de calor.

Los estados afectados son los del norte del país, Presidente, sólo que la Cofepris no ha resuelto la aprobación del registro de estos antivenenos…”

Cabe  resaltar  que la investigación surge debido a que en la zona en la que vivo en la Ciudad de México, hay alacranes, y me ha tocado ir a matarlos ante la solicitud de auxilio de mi esposa. Por lo que ante la inquietud de pensar que pudiera ser picado algún familiar o su servidor es que decidí investigar sobre el tema y encontré que es una situación que afecta a gran parte de la población de Mexico y no sólo a la CDMX, los más afectados son los estados del norte del país y también del sureste.

Pero es el caso que si bien a algunos les pareció poco irrelevante, a otros  no tanto, -cuestión de enfoques-,  el  asunto  resalta hoy por que se me pretende “acusar, calumniar” sin pruebas  tal y como el mismo columnista (que  no considero valga la pena mencionar su nombre), hace constar que no las tiene pero  que resulta sospechoso y  posiblemente haya recibido dinero por mi comentario, nada más alejado de la realidad.

El mismo  personaje que está “fuera de tono”, desde mi perspectiva,  crítica mi portal,  y que si bien efectivamente es un portal joven, no por eso deja de ser veraz,  y busca hacer un periodismo libre y  bien informado,  como ustedes mismos lo  pueden constatar en  www.lordmoleculaoficial.com

Un columnista que, al que nunca se le ha visto reportear su columna, en opinión de este tecleador, es un mensajero; pero en fin, intenta acusarme sin pruebas de haber intercedido a favor de la empresa que encontró, según el columnista, la mejor forma de agilizar las cosas que recurrir a un gestor disfrazado de periodista y así llegar hasta el Presidente.

De sí, la acusación es grave, porque independientemente de la empresa de la cual desconozco cuál es su giro, imputa a mi persona el haber recibido un pago de esa firma comercial, por  lo que tendría que exhibir pruebas de que efectivamente recibí un pago por mi comentario al Presidente, y desde ahora se los digo, no lo va a ver porque yo siempre actúo con honestidad y honorabilidad a mi persona y profesión.

Aun así, me reservo mi derecho a proceder legalmente contra el columnista y de quien resulte responsable, por la afectación a mi nombre, persona y honorabilidad. Hay un principio en Derecho que dicta que el que acusa está obligado a probar y este es el caso.

Para este reportero de a pie, resulta increíble que un medio de la relevancia donde escribe el autor de la columna, permita la publicación de “suposiciones” que pueden llegar a afectar tanto a la Presidencia de la República (cuando dice que “ya le tomaron la medida al mandatario”), como a una firma comercial y la reputación de un periodista que, aunque lo niegue el columnista, ustedes amigos  saben que cuento con una trayectoria amplia en medios impresos y digitales, nada lo autoriza a descalificar nuestro portal  www.LORDMOLECULAOFICIAL.COM .

Y cierro esta columna “Entre serpientes y alacranes”: ¡si no tienen pruebas de sus insinuaciones no abusen de la libertad de expresión y sí, se pueden pavonear de Doctores, pero les falta mucho camino por recorrer para llegar a ser reportero de a pie, con todo respeto!”……Y hasta aquí con Los Pozos de Carlos Pozos, y amigo lector si deseas que le haga tu pregunta al Presidente de México en la conferencia de prensa “Mañanera”, por favor házmela llegar al correo: capopozossoto@gmail.com vía twitter a: @carlospozossoto, o bien, visita nuestro portal www.lordmoleculaoficial.com , así como también puedes ver en mi Canal Lord Molécula Oficial en YOUTUBE, Facebook, Instagram. Ahora también en mi página WEB www.lordmoleculaoficial.com Y si está en tus posibilidades hacer una pequeña donación… Gracias y hasta mis próximos Pozos!!!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí