• 15 atracos y le dan libertad condicional
  • Pierde elecciones por padre irresponsable 

Sólo en México

Brenda Fonseca 

Dicen que como los mexicanos no hay dos y es que desde el primer instante en que no encontramos las llaves, las damos por perdidas, ¿Por qué no pasa lo mismo con las personas? Aunque se diga que la justicia tiene que ser pronta y expedita, lo cierto es que la mayoría de las víctimas o sus familiares se conforman con que ésta llegue, aunque sea tarde, pero que llegue. Para muestra lo que pasó en Puebla, donde tuvieron que desfilar un sinfín de autoridades, para que finalmente, después de 4 años, sí, después de mil 460 días, la Fiscalía General del Estado (FGE), iniciara la búsqueda de una mujer, pues fue hasta ese momento en que las autoridades cayeron en la cuenta de que en efecto estaba desaparecida. Y es que, aunque algunos recomiendan esperar entre 70 y 42 horas, por aquello de que la persona haya salido a dar la vuelta o se haya ido de pinta con el novio(a), lo cierto es que esperar 4 años es un exabrupto que no tiene justificación. El 31 de enero de 2017 fue la última ocasión en que fue vista Roxana Sánchez Olguín, en el municipio de Esperanza. Para, Liz, hermana de la desaparecida y quien desde el primer minuto la buscó, el que las autoridades le pongan rostro y nombre a su hermana, representa un Vía Crusis. Cuentan que aquel día de enero, “Rox” llamó a su madre, para avisarle que iría a La Esperanza a buscar trabajo como edecán y que llegaría tarde, pero la realidad es que ya no regresó, dejando en la orfandad a un niño de 12 años de edad. Desde entonces esta familia inició un largo peregrinar, pues no sólo enfrentó dolor y angustia ante su inexplicable ausencia, sino además comenzaron una batalla para enfrentar los obstáculos que les puso la autoridad, para quién durante cuatro años, no le quedaba claro que se trataba de una persona desaparecida, fue hasta la presente administración que finalmente se declaró a Roxana Sánchez Olguín como extraviada. Ojalá esto sirva primero, para que no vuelva a haber otro caso como el de Roxana y desde luego, para que ahora que las autoridades finalmente cayeron en a cuenta de que no está, trabajen para dar con su paradero. **** Y es que luego las autoridades hacen cada cosa como capturar no una, ni dos, ni tres, si no 15 veces a un delincuente, a quien en lugar de ponerlo tras las rejas le otorgó libertad condicional. Los hechos se registraron en la junta auxiliar de Ignacio Romero Vargas, en Puebla, donde Genaro “N”, de 42 años de edad, es el hábil y conspicuo ladrón que ha logrado burlar, incluso a las autoridades. A este pillo se le ha acusado por faltas administrativas, allanamiento de morada, robo a transeúnte, comercios y casa habitación, por golpear a una persona, entre otras, obvio con la ayuda de su banda “Los Cholos” o “Los Macizos”. El robo a una tienda 3B en la colonia Santa Catarina fue la más reciente de sus fechorías, que no la última, ya que al paso que va romperá récord, pues duerme más veces en el MP (Ministerio Público) que en su casa. **** Y bueno, el tiempo de las elecciones terminó y con ello, los insultos, las descalificaciones y los “balconeos” que forman parte de la guerra sucia entre los candidatos, pero a Miguel Ángel Pérez Martínez, abanderado de Movimiento Ciudadano a alcaldía de Moloacán, Veracruz, le hubiera valido mejor ni candidatearse, pues lo acusaron no de malversación de fondos, o de darle trabajo a toda su parentela (nepotismo), ¡No qué va!, sucede que una damita en cadena de tv estatal, lo denunció por ser un padre irresponsable. Con el lema: “No se puede hacer cargo de sus hijos, menos lo hará con los tuyos”, la supuesta madre de su hija, le dio un golpe bajo a Pérez al respaldar su acusación con la copia de los autos del expediente 339/2021 radicado en el Juzgado Décimosexto de Primera Instancia Especializado en Materia Familiar con sede en Coatzacoalcos, instancia que en plena campaña política le dio plazo de tres días para reconocer o no a la menor; en caso de negativa, Pérez Martínez tenía que realizar la prueba de ADN, pues no están para saberlo, pero yo sí para contárselo, pero el tal Pérez Martínez, tiene más hijos que Sergio Andrade -ex manager de la cantante Gloria Trevi-, pues sí, a pesar de ser casado, Pérez tiene tantos hijos no reconocidos que hasta podría armar un equipo de futbol, banca, porra primera, segunda y tercera división. Esto fue aprovechado por sus adversarios políticos para llevar agua a su molino, pues le echaron encima a las “luchonas” a las “guerreras”, las mujeres “empoderadas”, sí esas que solas sacan adelante a sus hijos, y obvio, esto le cobró factura pues en este rinconcito jarocho ganó Omar Augusto Ricárdez del PRI. El tal Pérez no ganó las elecciones, pero tuvo más rating que un melodrama de “La Rosa de Guadalupe”. **** En Fin, esto pasa, SÓLO EN MÉXICO.  

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí