• Las vivienderas construyeron en cerros y en zonas sin servicios
  • Hay 500 mil departamentos abandonados, recordó el mandatario
  • La corrupción en el periodo neoliberal en la industria de la construcción tuvo que ver con eso, dijo
  • Políticos dueños de constructoras, de inmobiliarias, se dedicaron a saquear, denunció

Redacción

Ciudad de México, lunes 26 de abril del 2021.- Luego de que durante décadas las empresas constructoras de vivienda, llamadas vivienderas, se dedicaron a hacer y vender casas en cerros y zonas sin servicios básicos, dando lugar al abandono de las mismas por parte de las familias que las adquirieron a través de onerosos créditos, el Presidente Andrés Manuel López Obrador, prometió poner orden y terminar con esa situación.

“Sí vamos a tomar una decisión muy firme en este sentido. Eso no puede seguir sucediendo. O sea, dejaron miles de viviendas de departamentos abandonados por construirlos en esas zonas, sin servicios. Se habla de 500 mil departamentos abandonados, expuso el mandatario.

Respondió de esta manera a la denuncia de un reportero, que solicitó la intervención de la Secretaría de Gobernación para aclarar la indebida urbanización por parte de la alcaldesa de Naucalpan Patricia Durán Reveles, de más de dos mil 400 hectáreas, para la construcción de viviendas en Lomas Verdes.

Patricia Duran Reveles

Lugar en el que no hay servicios de agua potable, drenaje y vialidades y además es un sitio de recargas acuíferas, según expuso un reportero, que señala como responsable de la construcción a la empresa Latz.

El periodista solicitó el acompañamiento de la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, en los litigios, y la presencia de los titulares de la CONAGUA y de la SEMARNAT.

“Bueno, mira, hay que ver el caso específico, quiénes dieron los permisos. No depende sólo del gobierno municipal, tiene que ver con el gobierno del estado y tiene que ver también con el gobierno federal. Hay que ver quiénes son los responsables de la autorización de estos permisos; además, tiene que haber un dictamen de impacto ambiental que tiene que ver con la Semarnat; en el caso -por ejemplo- del agua, si existe o no existe agua”, sostuvo.

El Presidente López Obrador comprometió a analizar el caso, y reiteró su compromiso de resolver en definitiva el problema de la corrupción en la construcción de unidades habitacionales en sitios en donde no hay servicios.

“La corrupción en el periodo neoliberal en la industria de la construcción tuvo que ver con eso, políticos dueños de constructoras, de inmobiliarias, que se dedicaron a saquear y a dejar todo ese tiradero de obras, de unidades habitacionales. Eso lo vamos a detener”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí